Posted by & filed under ciencia.

Actualmente vivimos plagados con dispositivos electrónicos diminutos que nos permiten llevar infinidad de música a donde quiera que vayamos. Es muy común en la vida urbana, ver quienes se sumergen en la música para amortizar el trastorno diario que es desplazarse dentro de una ciudad. Sin embargo sabemos que las ciudades son ruidosas y eso nos puede impedir disfrutar plácidamente de nuestra música, por suerte la física viene al rescate de nuestro gusto musical.

Existen hoy diversos auriculares comerciales que disponen de dispositivos electrónicos que ‘cancelan el ruido’ proveniente del exterior. Lo interesante es que no cancelan el ruido con una barrera física, como un ajuste mas hermético con el oído, sino que paradójicamente crean silencio a partir de más ruido.

Una parodia sería pensar en que nos encontramos con una persona que nos está gritando y no queremos escuchar sus gritos; entonces en vez de taparos los oídos, le gritamos a aquella persona y en consecuencia no escuchamos ninguno de los gritos, sólo silencio. Suena cómico e imposible ¿no? Pués existe una explicación para este fenómeno, y se trata de la ‘interferencia destructiva’.

Veamos una simple imagen

Como vemos la onda roja y la onda azul son iguales, simplemente están espejadas. Las mismas al interferirse (interactuar entre ellas) al ser una la opuesta a la otra, se cancelan.

Los auriculares con ‘noise cancel’ aprovechan este fenómeno físico mediante micrófonos que captan el ruido del exterior y componentes electrónicos que producen una onda sonora inversa a la proveniente del exterior, logrando así un sonido limpio. Un ejemplo clásico es que un viajero de un avión utilice este dispositivo para anular el sonido de las turbinas, incluso sin estar escuchando música.

Cabe destacar que este sistema no es perfecto, no opera sobre todas las frecuencias audibles ni cancela todos los sonidos; pero es un gran aporte a lo que es obtener un sonido limpio en ambientes ruidosos.

One Response to “Cancelación de Ruido”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *